sábado, 21 de abril de 2012

ENTREVISTA. El ganadero de Garcigrande expresa sus sensaciones previas a la corrida que lidiará este sábado en Sevilla.


Justo Hernández: "Estamos asustados, como siempre"





Hoy sábado dirá adiós al albero maestrante El Fundi que, por vez primera en su carrera, dejará de lidiar miuras y palhas en el coso de la capital hispalense para vérselas ante un encierro pretendido por las figuras, el de Garcigrande y Domingo Hernández. Para Justo Hernández, “la corrida es fuerte, de plaza de primera y está aprobada por los veterinarios en el campo. Luego ya, el carácter que lleven dentro los animales no lo saben ni las vacas que los parieron”, afirma sonriente el ganadero, que adelanta: “El encierro va abierto de padres, como corresponde a una ganadería larga como la nuestra, y hay toros negros, castaños y burracos”.


“El inicio de temporada está siendo bueno -prosigue Justo- pero Sevilla es distinto, te hace pasar mucho miedo y pesa tremendamente la responsabilidad. Además, las características de la plaza, del ruedo, sus corrales, no son las más favorables para el toro así que sí, estamos asustados, como siempre”.


Morante y Castella acompañan al madrileño en una fecha tan especial en su larga trayectoria y esa es, para el ganadero salmantino, la principal garantía: “Habrá tres toreros muy importantes que, a poco que los toros pongan de su parte, van a hacer interesante el espectáculo”.